Inmortales

Aquí no venimos a vender humo, lo respiramos.
Somos como somos y, si duele, gritamos.
No vamos a cambiar porque no hemos hecho nada malo. Si toca arrepentirse no será por no hacer lo que creíamos.
No buscamos las “gracias” ni el perdón; la pena os la dejamos para vuestra satisfacción —la aborrecemos—.
Nuestros corazones tienen cicatrices porque se vive mejor y nos gusta volar.
Si toca correr, corremos. Caminar para disfrutar de las vistas.
Ni odios ni rencores, muchos sueños.
Seguiremos dueños de nuestros pensamientos y no haremos lo correcto. Haremos lo que nos marque nuestro tic tac.
¿Qué el tiempo se para? Agarramos el mundo. ¿Todo gira? Estatua y a correr.
No sabemos ser de otra forma y no vamos a luchar por cambiar.
No nos sigas o nos escondemos. No estés cuando te busquemos.
Porque somos así, eternos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: