Lector

—¿Te gusta leer? —¡Mucho! Estoy leyendo “El dinosaurio”, de Monterroso. Voy por la mitad.   Juan Manuel Ramírez Paredes. Cuentos sin retorno. Madrid (2018).

La ven­tana a la calle (Franz Kafka)

Quien vive solo, y sin embargo desea de vez en cuando vincularse a algo; quien, con­si­de­rando los medios del día, del tiempo, del estado de sus negocios y demás, anhela de pronto ver un brazo al cual pudiese aferrarse, no está en condiciones de vivir mucho tiempo sin una ventana a la calle. Y si... Leer más →

Lee

Dedos se pierden entre palabras. Capítulos, devorados en ansia de historias. —Lee —escucha. —Lee y camina sobre letras en braille — Muerden las historias bajo la piel del libro. Corta el filo del papel, mancha, humedece. La boca sorbe la sangre —saliva desprende sus páginas— Lento. Mueres —ahora lees— Gimen los versos sobre pupilas. Lento, aprendes... Leer más →

Palabra

En el principio ya existía la Palabra; y la palabra estaba con Dios, y la palabra era Dios. La Biblia. Juan 1.1 Todo se hizo por ella, y sin ella, no se hizo nada de cuanto existe. La Biblia. Juan 1.18 El mundo era tan reciente que muchas cosas carecían de nombre, y para mencionarlas... Leer más →

Rayuela (Julio Cortázar)

“Andábamos sin buscarnos pero sabiendo que andábamos para encontrarnos” “No puede ser posible que estemos aquí para no poder ser” “Como no sabías disimular me di cuenta en seguida de que para verte como yo quería era necesario empezar por cerrar los ojos” “Llegué a aceptar el desorden de la Maga como la condición natural... Leer más →

Cien años de soledad (Gabriel García Márquez)

“Lo esencial es no perder la orientación”. “Había perdido en la espera la fuerza de los muslos, la dureza de los senos, el hábito de la ternura, pero conservaba intacta la locura del corazón”. “Llegaron a sospechar que el amor podía ser un sentimiento más reposado y profundo que la felicidad desaforada pero momentánea de... Leer más →

El juego de Ender (Orson Scott Card)

"He peleado mucho, y siempre he ganado porque he entendido cómo piensa mi enemigo. Y cuando llego a entenderle también le quiero. No puedo conocer a alguien completamente sin quererle como él se quiere a sí mismo. Cuando comprendo a mi enemigo lo suficiente como para derrotarle, en ese momento, le quiero. A veces la... Leer más →

Fahrenheit 451 (Ray Bradbury)

"Después de todo, cuando tuviéramos lo que necesitamos, aún insistiríamos en encontrar el precipicio más alto para lanzarnos al vacío. Pero necesitamos tomarnos un respiro. Necesitamos adquirir más conocimientos. Y tal vez dentro de un millar de años, podríamos encontrar precipicios más pequeños desde los que saltar. Los libros están para recordarnos lo tontos y... Leer más →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑