Escalada

Me descuelgo del acantilado

tu espalda

caer entre tus piernas.

Despertar amanecer contigo

dormidos sin dormir

huyendo.

Amar matando

morir amando

las herramientas nuestros cuerpos.

Los besos las manos

marcas de muerdos

piolets en montañas de deseo.

Mar de placer

arnés y sogas

que unen los cuerpos.

Extremidades exhaustas

alcanzan la cima

tras la escalada.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: